Solomillo Ibérico en hojaldre con queso La Peral. Receta paso a paso.

17 diciembre, 2013por 13 Comentarios

Estas fechas que se avecinan son perfectas para celebrar un encuentro en familia, para ver a los amigos que no se ven todo lo que quisiéramos, para tomarse un descanso o para pelearse con los primos, cuñados y/u otros parientes pesados que gracias a dios sólo vemos una vez al año… es para todo eso, pero para lo que no es, es para romper la hucha y que enero se convierta en el mes horríbilis por excelencia.

Para que no falte un plato especial en la ningún hogar español en estas fechas tan señaladas y en tan malos tiempos que nos ha tocado vivir y que esperemos pasen pronto, muchos blogueros nos hemos unido para participar en la iniciativa #RecetasSolidariasParaNavidad, dando a conocer platos vistosos, llenos de ilusión y a precios muy asequibles.

Mi propuesta es un Solomillo Ibérico en hojaldre con champiñones y queso La Peral, una receta sencilla, con ingredientes que encontraréis facilmente y económica para celebrar la Navidad sin desequilibrar la economía familiar.

La receta es como os he dicho sencilla, envolveremos un solomillo ibérico en hojaldre, dentro del cual pondremos una capa de champiñones laminados, otra de cebolla pochada para darle jugosidad, y un poco de queso La Peral, mi queso asturiano preferido que podréis encontrar en cualquier gran superficie.

Os he puesto además un paso a paso y unos trucos que si los seguís al pie de la letra, os quedará un plato tan vistoso como el mío, por poco dinero y con un resultado de Master Chef total.

Seguro que más de uno se está fijando en el centro navideño tan bonito de mis fotos. Lo ha hecho mi querida amiga Ca´Lavanda, la misma que hizo las preciosas calabazas con flores para Halloween y a la que podéis encargar centros en Madrid u Oviedo (calavanda@yahoo.es)

A por la receta!

Solomillo Ibérico en hojaldre con queso La Peral

Ingredientes para 4 personas

1 solomillo ibérico o normal de cerdo
1 cebolla
1/2 bandeja de champiñones laminados
100 g de queso La Peral u otro queso azul
2 láminas de hojaldre
1 huevo
Sal y pimienta
Aceite de oliva

Preparación

  1. Cortamos muy fina la cebolla y la ponemos a pochar en una sartén con 2 cucharadas de aceite de oliva hasta que esté bien pasada y adquiera un color dorado. Reservamos.
  2. Partimos el solomillo en 4 trozos. Aunque queden pequeños recordad que irán envueltos en hojaldre, lo que hará que sea un plato más que abundante.
  3. En una sartén muy caliente, con 2 cucharadas de aceite, sellamos el solomillo, que no es otra cosa que dorarlo por fuera y que continúe crudo por dentro. Reservamos.
  4. Doramos los champiñones con un poco de aceite y salpimentamos.
  5. Dejamos enfriar todos los ingredientes.
  6. Extendemos la lámina de hojaldre (que deberá estar en la nevera hasta el momento de utilizarla) y colocamos por capas los ingredientes, primero los champiñones, luego la cebolla pochada, el solomillo y por último el queso.
  7. Ponemos otra capa de hojaldre por encima y cortamos con un vaso ancho el resto del hojaldre, dejando el solomillo perfectamente envuelto. Ver paso a paso abajo.
  8. Cortamos unas tiras del hojaldre restante para unir las dos capas de hojaldre y lo unimos con un tenedor.
  9. Hacemos alguna figura con el hojaldre restante con un cortador de galletas para decorar y pintamos con huevo batido.
  10. Reservamos el solomillo en hojaldre en la nevera durante al menos 15 minutos.
  11. En el horno precalentado a 180ºC, metemos los solomillos envueltos hasta que estén dorados, no más de 15-20 minutos para que no se seque la carne.
  12. Sacamos del horno y servimos inmediatamente para que no enfríen.

Truco para un solomillo en hojaldre perfecto

  • Es fundamental que todos los ingredientes estén muy fríos o de otro modo el hojaldre se romperá.
  • Una vez envuelto el solomillo en hojaldre metedlo en la nevera durante al menos 15 minutos, cuanto más frío esté el hojaldre más subirá y menos romperá en el horno.
  • Podéis sustituir el queso La Peral por vuestro queso preferido.
  • Una opción para los que no le guste el queso es hacerlo sin él y poner una salsa de queso a parte para que acompañe el plato quien quiera.
  • Una versión premium del plato es sustituir el solomillo ibérico por solomillo de ternera y el queso por foie.
  • Una versión infantil puede ser envolver el solomillo en bacon.
  • Otro plato económico de Navidad que publiqué el año pasado es la sopa de pescado para tiempos de crisis, o sopa “a lo probe”
Print Friendly, PDF & Email

Archivado en: carneespecialesespecialNavidadrecetasmías Etiquetas:

Comentarios (13)

Trackback URL | RSS Feed Comentarios

  1. María dice:

    Tiene una pinta estupenda. Y el estilismo me ha encantado, como siempre :)

  2. Laura dice:

    Pues me parece una idea estupenda, con tu permiso, me la llevo, así cambio el menú estas Navidades ;)
    Besos!!

  3. CHARO dice:

    un solomillo estupendo, el toque del queso me encanta

  4. Marga dice:

    me encanta tu solomillo con crema la peral, la presentación es divina, bsss

  5. Una propuesta de 10! digna, muy digna de cualquier mesa. Me ha encantado y no descarto hacerlo en uno de los compromisos que tengo, ya te lo digo. La presentación muy bonito, como siempre.
    Un besito
    Angi

  6. Pili dice:

    Un plato riquísimo y elegante, ideal para las fiestas! Apuntado queda. Besos

  7. paula dice:

    Tengo una receta pendiente de publicar muy parecida. Me encanta. Besos

  8. Deliciosa propuesta para un día especial, perfecta, super apetecible y muy resultona. Enhorabuena!!!

  9. abril dice:

    Qué maravilla de receta este mini-Wellington…y con todos esos toppings en el interior, seguro que está maravilloso!!!! M’encanta!

  10. Estorbin dice:

    Un clásico hecho con mucho gusto. Me encanta la presentación Un saludo

  11. Marga n.a dice:

    fantástica receta magnificas fotos
    felices fiestas desde la isla de menorca

  12. Y de nuevo yo, comentando en las recetas de queso….(creo que me tengo que dar una vuelta muy en serio por todas tu recetas, porque son de morirse, pero empecemos por estas, jajaja)
    Esto es del estilo al Wellington, pero a la asturiana. Digamos que podría llamarse “Solomillo Del Riego”, juaaaaaas. Nada, aquí yo intentando hacerme la graciosa, jajajaa.
    Ahora fuera de coñas, nunca se me abria ocurrido hacerlo con esa forma acampanada, pero está super coqueto y resultón. Nada, que también me la llevo, que solomillo y queso es de lo mejor que pueda haber.
    Un saludín! :D

Dejar un comentario